Aprovechar el césped cortado

Hoy os dejo un buen consejo para aprovechar el césped cortado, cuando lo cortes. Es una gran idea, así que no tendrás que tirarlo o deshacerte del mismo. Si no sabes en qué invertirlo, ahora mismo te digo qué puedes hacer con el.

Una estupenda y gran idea es reutilizar el césped cortado, como parte del abono. De esta forma puedes realizar tu propio compost casero. Es una idea que hará que nos ahorremos un buen dinero a la larga.

Recuerda que el césped tiene muchas propiedades, entre ellas la ventaja de que se descompone realmente rápido. Esta rápida descomposición se debe a que contiene muy poca lignina, esto hace que nos venga de maravilla.

cesped

De esta forma, la próxima vez que cortes tu césped, no tires los restos. Más bien puedes ir guardándolos en un recipiente grande… añade todo lo que salga del césped recién cortado. Puedes dejar el césped en el recipiente, hasta que tengas tiempo para hacer el compost.

El poner el césped en un recipiente, hace que el poder de descomposición se acelere más todavía. Por eso se hace así el compost casero, en un recipiente cerrado. Es verdad que se tarda tiempo en hacer, pero es abono muy bueno y además sale económico pues de todas formas los deshechos los tiramos a diario.

Un truco para que el compost se haga más rápido, es triturar todos los elementos en trozos muy pequeños. Mientras más pequeños mejor, pues de esta forma se descompondrá antes. Hay aparatos que te ayudarán a cortar los trozos más grandes.

Son muchos los elementos que puedes añadir al compost casero, entre ellos el césped. Luego todo debe removerse bien y realizar una mezcla uniforme. Eso si, solo remueve cuando esté todo descompuesto. Hace poco que os hable de cómo realizar compost en casa.

Este proceso es económico, pero se tarda un poco en hacerlo. De todas formas, ya os digo que si vais a tirar cosas diarias como cáscaras de fruta, comida, es decir deshechos orgánicos, además de plantas, restos de plantas.. pues con todo esto se pueden realizar estupendos compost para nuestras plantas.

foto: conversation