Cortar tallos, flores y hojas secas a las plantas

Hace un par de días Hilda, una de nuestras lectoras de Cuidatujardin.com, nos consultaba acerca de los cuidados que debemos tener cuando queremos cortar las hojas de nuestras plantas que se encuentran secas. Por eso, hoy queremos encargarnos de analizar todos los detalles que tenemos que tener en cuenta cuando pensamos en limpiar los tallos, hojas y flores que se hallen secos en nuestro jardín.

Lo primero que debemos tener en cuenta, es que más allá de que el otoño suele ser la época más recomendada para cortar los tallos, flores y hojas de nuestro jardín que estén pidiendo una limpieza urgente, cada especie de planta tiene sus propias particularidades, y es allí donde está el secreto que debemos conocer.

Cortar hojas secas

Retirar hojas secas o flores marchitas

Desde luego, una de las principales dudas que se plantean en este sentido tiene que ver con poder retirar las hojas secas o flores marchitas de las plantas. Lo ideal es que revises las mismas todas las semanas y las quites tan pronto las descubres, porque de lo contrario podrías poner en riesgo al resto de la planta. Además, le facilitamos mucho la tarea de desarrollar nuevas hojas y flores de esta forma.

La especie de planta

De todos modos, y como decíamos antes, si tenemos dudas acerca de la especie de planta que tenemos ante nosotros, conviene que realicemos un relevamiento al respecto. La regla indica que aquellas que florecen en primera y verano, es decir por esta época del año en el hemisferio norte, se podan en otoño. Por el contrario, las que florecen en otoño e invierno se podan en primavera. Finalmente, casi ninguna planta se poda en verano.

¿Y cómo la limpio?

Considerando que la poda de la planta es uno de los principales cuidados que debemos tener en este sentido, lo ideal es cortar las ramas o tallos en forma sesgada, lo más cerca posible de sus nudos de crecimiento. En el caso de las flores y las hojas marchitas que ya están débiles, es mejor quitarlas primero con la mano, y luego proceder a quitar el tronco si ya no tuviera ninguna de ellas.