Recuperar el Aloe Vera: pasos sencillos para lograrlo

Recuperar el Aloe Vera es una de las principales preocupaciones de aquellas personas que no han podido proteger adecuadamente sus plantas durante la época más dura del año. En efecto, en esta ocasión queremos enseñarte algunos consejos generales que te será de suma utilidad en estos casos, para que puedas sanear la planta sobre todo en caso de que haya sufrido el exceso de agua o el haber quedado expuesta a demasiada humedad.

¿Cómo recuperar el Aloe Vera?

Lo primero que debemos tener en cuenta antes de plantearlos cómo recuperar el Aloe Vera es que muchas veces estas plantas sufren en invierno, incluso cuando nosotros no podemos apreciar a simple vista que no se encuentra en su mejor forma. Al respecto, hay que decir que se trata de una especie que necesita de una buena cantidad de claridad y luz del sol para crecer, y que siempre tiene dificultades para soportar bien el frío o el exceso de agua.

Recuperar el Aloe Vera
Pixa Bay

Si vemos que sus hojas están más pequeñas que de costumbre o que poseen hijuelos, entonces tendremos dos síntomas claros de que hace falta recuperar el Aloe Vera, y vamos a comenzar diciendo que una buena alternativa inicial es la división de la mata, dejando solo el tallo central, porque al fin y al cabo pretenderemos que las hojas sean lo más grande posible, porque así acumularán más sustancias beneficiosas para nosotros.

Por otro lado, también hará falta recuperar el Aloe Vera si notas a simple vista que tiene problemas relacionados con las hojas, los cuales casi siempre tendrán distintos daños. En estos casos hay que eliminarlas también, partiendo desde el tallo central, evitando de esa forma que las futuras hojas puedan llegar a contagiarse y sufrir las mismas consecuencias. Cuando hayamos terminado esas dos tareas, deberemos trasplantar la planta hacia otro espacio para que continúe con su vida habitual.