Remedios caseros contra hormigas y otros insectos

Todo el mundo que tenga jardines en su casa sabrá que existen numerosa cantidad de plagas e insectos que se acercan a nuestras plantas, a fin de alimentarse de ellas, y obviamente, causándolas muchas veces un daño que se torna irreparable. En este mismo sentido, de hecho, aquí vamos a aconsejarte algunos trucos sobre remedios caseros para deshacerse de los insectos en general y de las hormigas en particular.

Lo primero que debes hacer si no quieres entonces que las hormigas lleguen a tus plantas, es evitar que entren a tu casa. Para ello, conviene siempre que eches un poco de sal sobre las puertas, ventanas y todos los accesos que podrían permitirles a estos insectos ingresar a tu hogar, y desde allí desplazarse hasta las plantas. La sal es como una muralla para ellas, y ni siquiera intentarán cruzar donde la encuentren.

De la misma forma, si no quieres colocar sal por cualquier motivo que sea, tampoco podemos dejar de recomendarte que apliques medio limón en el borde de tus tiestos, ya que se trata de una fruta que les provoca la misma acción repelente, y podrás estar seguro de que las hormigas no se acercarán a tus plantas.

Además, otra solución muy interesante en estos casos puede ser, siempre que hablemos de árboles frutales, el echar en un bote metálico cal viva con agua hasta que la misma comience a hervir. Déjalo en reposo hasta que medio día más tarde puedes pintar el tronco de los árboles, y estar seguro de que las hormigas no van a subirse. Igualmente, ten en cuenta protegerte en este caso con guantes y mascarilla.

A nivel general, y como repelente para todos los insectos, mientras tanto, debemos decir que ciertas plantas, como por ejemplo como la albahaca, el jazmín, la lavanda, el saúco o el perejil, y la mayoría de tipo aromático, suelen funcionar muy bien a la hora de alejar a todos los insectos de nuestro jardín.

2 Comentarios

Comments are closed.