Cultivar aromáticas en un jardín vertical

Existe la posibilidad de cultivar plantas aromáticas en un jardín vertical, lo que permitirá ahorrar un buen espacio. El soporte para el cultivo podrá ser creado por ti mismo. Tengamos en cuenta que los jardines verticales están cada vez más de moda, por eso pensamos que una buena alternativa es crear uno con especies aromáticas, que podrás disfrutar en tu cocina.

Para empezar deberemos colocar un palé o palet en la pared de tu jardín o terraza. Además necesitarás de varios recipientes, tantos como especies desees cultivar. Lo ideal sería usar recipientes de metal que tengan forma vertical o más alargada. Estos recipientes tienen la ventaja de ser muy decorativos y darán una buena decoración al lugar. La combinación de metal con madera crea un bonito efecto, a lo que se suma el color verde de las plantas.

Los recipientes deberán fijarse a la madera, para ello realizaremos unos agujeros pequeños para que drene el agua del riego. Lo ideal sería no hacerlo muy abajo para asegurarnos una cantidad de agua en la parte inferior, generando una pequeña reserva de agua que nunca estará demás.

Los recipientes tendrán que fijarse en el palé de forma intercalada. Cuando verifiques que están bien agarrados colócale unos centímetros de sustrato. Luego los plantines seleccionados y terminando por cubrir con sustrato. Entre las plantas aromáticas que te aconsejamos encontramos la menta hierbabuena, aliso marítimo, aliso princes, eneldo, albahaca y cebollino. Especies ideales para usar en tus recetas.

Recuerda abonar periódicamente las plantas aromáticas para que no pierdan su sabor ni su aroma. Ten presente que este tipo de plantas prefieren un suelo normal en nutrientes minerales. Bastará con abonar una vez al año fertilizantes en tierra. Si se usa abono orgánico se tendrá que aplicar en invierno y si es mineral se tendrá que hacer en primavera u otoño.