10 Cómo cuidar un bonsái ¡Consejos básicos! -Parte II-

Aprender a cuidar un bonsái es esencial si quieres que crezca fuerte, sano y estupendo. Con unos cuidado básicos y un poco de paciencia, puedes obtener un ejemplar realmente bello. Existen muchos tipos de estos pequeños árboles. Estos pequeños amiguitos no solo sirven para decorar, también sacarán la paciencia que debe haber en ti y ayudará a que te relajes. 

En esta segunda parte, te dejo los siguientes cinco consejos estupendos para cuidar un bonsái. Si quieres que tu mini árbol crezca fuerte como un roble, aquí te propongo estos pequeños consejos ¿Qué te parecen?

cuidar un bonsai
Fuente: mendhak

Consejos para cuidar un bonsái

6. Evitar el musgo. Esta planta parásita que vive en zonas muy húmedas, suele adherirse a los árboles. También existen otro tipo de plantas cubrientes o tapizantes, la cual abarcará más espacio si no hacemos nada. Puede quedar bonito al principio, pero debes darte cuenta que el musgo u otra planta similar, va a dificultar la respiración de las raíces del bonsái.

Si aparece musgo en tu bonsái es que la temperatura es demasiado húmeda, esto puede provocar la aparición de hongos y otras enfermedades en tu planta. Te recuerdo que, si te gusta, puedes dejar un poco, pero es conveniente que lo utilices con moderación.

7. ¿Quieres que tenga la corteza roja? Los bonsáis son bellos por naturaleza, por este motivo puedes pasarte varias horas podándolo y mimándolo, para convertirlo en una especie de forma única. Si quieres que la corteza de los juníperos sea roja intensa, puedes hacerlo eliminando las primeras capas de la corteza. Puedes hacerlo con un cepillo de cerdas de aliminio. Para acabar, cepilla la corteza con un poco de agua y luego frota con aceite de oliva.

8. Ten en cuenta la especie de bonsái que tienes entre manos. Hay algunas plantas muy sensibles al sol y/o las altas temperaturas. Puedes solucionar esto, ubicando el árbol en una zona fresca y a la sombra.

9. Por esta regla de tres, intenta saber la procedencia de tu bonsái. Es la única forma de cultivar la planta de forma adecuada. A veces la planta no es compatible con el clima que hay en tu lugar de residencia y, si no pones otros medios, no sobrevivirá.

10. Por último te comento que si en tu lugar de residencia el invierno es muy frío y los veranos son más bien frescos, debes escoger otro tipo de especies de Bonsái. Ten en cuenta que hay muchos tipos así que escoge el que más se ajuste al clima que haya en tu casa o en el exterior. Unas especies recomendables, para climas fríos, son el abeto, las hayas o los abedules.