Tipos de poda: ¿hay más de uno? ¿para qué sirven los otros?

Sabemos que todas las especies de plantas necesitan ser podadas, pero no tantas personas tienen en cuenta que existen diferentes tipos de poda, y que cada uno de ellos posee diferentes funcionalidades que no podemos perder de vista. A continuación, entonces, hacemos un análisis acerca de los tipos de poda más comunes y por qué se los suele tener en cuenta por parte de los especialistas en jardinería de todo el mundo.

Principales tipos de poda y sus funciones

  • Poda de formación: posiblemente el más famoso de todos los tipos de poda es el de formación, porque es el que llevamos adelante en árboles y arbustos para conseguir que tengan alguna forma específica, o para eliminarle las ramas que puedan molestarnos la vista o el paso.
  • Pinzamientos: otro de los tipos de poda que se encuentran de moda por estos tiempos son los pinzamientos, sobre el que debemos decir que se trata de los cortes de las ramas más jóvenes, con la intención de poder rebajar el volumen total de la planta, y conseguir que otras ramas laterales se hagan más visibles.
Tipos de poda
Pixa Bay
  • Poda de saneamiento: en algunos casos muy específicos tenemos que apostar a uno de los tipos de poda de urgencia, que es el de saneamiento. Tiene que ver con la eliminación de las ramas que se encuentren secas o rotas, y que puedan dañar el crecimiento de otras nuevas.
  • Poda de fructificación: claro que entre los tipos de poda tampoco podemos dejar de tener en cuenta el que se realiza sobre los árboles frutales, con la intención de mantener el clásico concepto de las “cuarenta hojas maduras” para conseguir los mejores frutos posibles.
  • Poda tras la floración: la poda que se lleva adelante luego de la floración es otra de las que ha ido ganando espacio de forma definitiva en los últimos tiempos gracias a la necesidad de ir reduciendo el número de yemas de flores, para que la floración no se vuelva tan espectacular.

¿Conocías todos estos tipos de poda?