Consejos para el cultivo de las aromáticas (Parte III)

Un artículo más en el que te brindaremos algunos consejos para el cultivo de las aromáticas. Si tienes pensado colocar tus plantas aromáticas en jardineras o macetas coloca piedrecitas, grava o trozos de cerámica y rellena las mismas con algún sustrato que sea de buena calidad.

Los plantines pueden conseguirse en algún centro de jardinería o en algún vivero. Otra opción es realizarlas tú mismo comprando las semillas y haciéndolas germinar.

Cultivar aromaticas
Fuente: Huerta Orgázmika

Existen algunas plantas que son anuales (las que duran una sola estación) y otras especies que son perennes (que llegan a durar varios años). Algunas pocas y más extrañas son bienales. Aquellas plantas que son bienales o anuales se pueden multiplicar por semillas, las perennes también se pueden multiplicar por semillas o por esquejes, acodo o división de mata.

En el caso de que quieras obtener tus plantas a partir de semillas deberás sembrarlas en primavera, que es la época ideal. Lo puedes hacer directamente en el suelo, al aire libre, en macetas, cajoneras o bandejas con alvéolos.

En un comienzo te aconsejamos cubrir las macetas o bandejas recién sembradas con un plástico para así permitir que se retenga la humedad, se deberá regar a diario. Cuando salgan las plantitas se puede mantener el plástico pero deberás retirarlo casi todos los días para que se ventile y no mueran ahogadas.

Si notas que los plantones están muy pegados podrás trasplantarlos a macetas o a la tierra directamente. Si elegiste sembrar en una bandeja con casilleros podrás dejar una plántula por compartimiento.

A medida vayan creciendo las plantitas podrás cortarle la punta de sus tallos para que puedan ramificar por abajo y se conviertan en una planta densa y compacta.