Fisopatías de los cítricos

Los cítricos, como el naranjo, mandarino, limonero, pomelo, limero, tangüelo, cidro, pueden ser afectaos por distintas fisiopatías. Esto se da por carencias de nutrientes, deficiencias de nutrientes, granizo, heladas, alteraciones de los frutos, malformaciones de los frutos.

Entre las causas que provocan las fisopatías encontramos: demasiado riego, falta de riego, calor, clima demasiado seco, viento, exceso de granizo, envejecimiento natural del árbol, carencia de nutrientes en cítricos, exceso de nitrógeno, exceso de estiércol, suelo demasiado salino, daño causado en las raíces por labrar, poda incorrecta.

Cuando regamos demasiado un árbol podemos generar una asfixia y una pudrición de las raíces. Por eso siempre debes regar lo necesario y mejorar, en la medida de lo posible, el drenaje, si es deficiente.

Granada Limonero 1

En el caso de que falte riego la planta presentará las hojas secas (en las puntas y en los bordes), luego de verlas en mal estado las hojas terminan cayendo.

La falta de agua puede causar que los árboles frutales tengan problemas en su floración. Ten presente que cuando necesitan más agua es justo antes de que comience la etapa de floración, en el caso de que no la tengan las flores serán abortadas.

El aire caliente y la baja humedad son un autentico secador para las plantas, generando que esto se marchite. Recordemos que las olas de calor son masas de aire que se desplazan con baja humedad y temperaturas superiores a los 40 grados. Cuando el clima está en esas condiciones es fundamental que los árboles se encuentren muy bien regados.

El frío y los fuertes vientos, junto con las heladas, pueden causar importantes daños en los árboles más delicados. Ten especial cuidado en proteger a los árboles que provienen de climas tropicales y subtropicales. Entre los síntomas de frío pueden ser brotes quemados, flores con pétalos más aceitosos que se caen y frutos que no llegan a desarrollarse correctamente.

Lamentablemente las heladas primaverales peden matar a los brotes, flores y frutos durante la noche con heladas.

Foto | Flickr